09 enero 2018

Banco Mundial mantuvo estimado en el 2018: PBI del Perú crecería 3.8% este año

El organismo advierte que la incertidumbre política podría afectar el crecimiento de la economía peruana.

El Banco Mundial mantuvo su previsión de crecimiento económico del PBI del Perú en 3.8% para el 2018, cifra más baja que los estimados del Banco Central de Reserva (BCR) y el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), en 4.2% y 4%, respectivamente. No obstante, el estimado del Banco Mundial está en línea con el del Fondo Monetario Internacional (FMI). El organismo multilateral también elevó ligeramente su proyección para el 2019 de 3.6% a 3.8%.

En su reporte “Perspectivas Económicas Globales”, que publica el organismo en enero y junio de cada año, el Banco Mundial señala que los esfuerzos de recuperación que está realizando el gobierno tras el Fenómeno de El Niño Costero deberían impulsar el crecimiento de la economía peruana; sin embargo, advierten que estos estimados podrían verse alterados por la incertidumbre política.

América Latina

El Banco Mundial pronostica un crecimiento económico de 2.0% para América Latina y el Caribe en el 2018, menor en 0.1 unidades al proyectado en junio pasado. El resultado se explica principalmente por el estimado de PBI de Venezuela, que este año caería 4.2%, tres puntos porcentuales menos que lo proyectado previamente por el organismo. De manera adversa, la economía que más crecería este año sería la de Panamá (5.6%), seguida de República Dominicana (4.9%) y Nicaragua (4.4%).

De esta forma, el Banco Mundial espera que América Latina y el Caribe siga acelerándose en el 2018 y no rompa el crecimiento que habría registrado la región en el 2017 —0.9%— después de dos años de contracción. “El consumo privado fue el principal factor que contribuyó a la actividad económica de la región, mientras que la reducción de las inversiones restó fuerza al crecimiento por cuarto año consecutivo”, indicaron en el reporte.

artículo relacionadoLa economía mundial seguirá creciendo en el 2018

El organismo es más optimista sobre el crecimiento económico global: el PBI mundial crecería 3.1% este año y 3% en el 2019, proyecciones ligeramente mayores a las del reporte previo, en 0.2 y 0.1 puntos, respectivamente. Estas alzas en los estimados se explican por la esperada recuperación de la inversión, las manufacturas y el comercio, y las economías en desarrollo exportadoras de productos básicos, que se beneficiarán con el alza en los precios de dichos productos.

No obstante, el organismo advierte que, aunque este año será el primero en el que la economía mundial funcionará cerca a plena capacidad desde la crisis financiera, el escaso aumento de la productividad, inversiones insuficientes y envejecimiento de la fuerza de trabajo harán que el ritmo de expansión no pueda sostenerse en los próximos años. “En el largo plazo, la desaceleración del crecimiento potencial pone en riesgo los avances logrados en los niveles de vida y la reducción de la pobreza en todo el mundo”, agregó el Banco Mundial en su reporte.

En esa línea, Shantayanan Devarajan, director senior de Economía del Desarrollo del Banco Mundial, dice que las reformas que mejoran los servicios de salud, educación de calidad e infraestructura pueden impulsar significativamente el crecimiento económico potencial, en particular en los mercados emergentes y en las economías en desarrollo.

“Si no se procura revitalizar el crecimiento potencial, este declive podrá extenderse durante la próxima década y reducir el crecimiento mundial promedio en un cuarto de punto porcentual y el de los mercados emergentes y las economías en desarrollo, en medio punto porcentual durante ese período”, advierte el banco.

Artículos Relacionados