19 junio 2018

Pleno del Congreso aprobó que Sunafil fiscalice a las microempresas a nivel nacional

Se transferirá durante ocho años las competencias de los gobiernos regionales a Sunafil.

Con 99 votos a favor y una abstención, el Pleno del Congreso de la República aprobó por insistencia el proyecto de ley que propone transferir por ocho años las competencias y funciones en materia de inspección de trabajo de los gobiernos regionales a Sunafil. De esta forma, la entidad tendrá la facultad de fiscalizar a las microempresas a nivel nacional. La iniciativa había sido observada en mayo pasado por el Ejecutivo.

El proyecto de ley señala que el régimen temporal tendrá una vigencia de ocho años, contados a partir de la vigencia de la ley, pudiendo ser extendido, previa evaluación de los resultados obtenidos por la Sunafil y a la incorporación del gobierno regional al régimen laboral del servicio civil.

La asignación temporal de competencias a la Sunafil comprende “la transferencia del personal que realiza función inspectiva, la transferencia de la partida presupuestal que corresponde a dicho personal, así como el acervo documentario referido a las órdenes de inspección, actas de infracción y procedimientos administrativos sancionadores en trámite a la fecha de transferencia efectiva”.

El proceso de transferencias de funciones y competencias iniciará en aquellas regiones donde existan alguna Intendencia Regional de la Sunafil; en los otros casos, la transferencia se realizará de forma progresiva hasta el 31 de diciembre del 2020. Mediante resolución ministerial del Ministerio de Trabajo y Promoción del Empleo (MTPE), previo informe favorable de la Sunafil, se establecerá la fecha de inicio de la transferencia en cada región.

artículo relacionadoPleno del Congreso debatirá mañana el pedido de facultades legislativas

“Culminado el proceso de transferencia (…) se constituye una comisión regional. La comisión regional se encarga de analizar la problemática en torno al Sistema de Inspección del Trabajo a nivel regional, proponer recomendaciones de generación de capacidades inspectivas del trabajo, de actuación y priorización en el ámbito de gobierno regional”, se indica, más no se precisa qué se evaluará para que concluya el régimen temporal o se decida realizar la ampliación sobre el plazo de ocho años.

Como parte del proceso de transferencia, la Sunafil tendrá que efectuar transferencias financieras a favor de los gobiernos regionales de no menos del 30% de los recursos que recaude por la fuente de financiamiento recursos directamente recaudados. El objetivo de dichos montos será de fortalecer las capacidades inspectivas del trabajo .

La observación

El Ejecutivo había observado el proyecto de ley porque consideró que para que concluya la transferencia de competencias se debería verificar que los gobiernos regionales estén debidamente implementados en todas sus capacidades, operativas y  presupuestales al término de los ocho años. “No puede haber retorno de las competencias transferidas a Sunafil si aún persiste el escenario primigenio que la motivó”, señaló.

También observó que en la norma no quedaba establecido cómo se declara el fin de la transferencia de las competencias inspectivas laborales y su consecuente retorno a los gobiernos regionales; o cómo se declara la prórroga de la transferencia en cuestión. Además indicó que no se regulaba cuál será el destino final del personal transferido a la Sunafil y tampoco cuál será el destino del personal que, siendo inspector laboral en los gobiernos regionales, no supere dicha evaluación.

Artículos Relacionados