06 mayo 2019

MEF publicó decreto supremo que pone en vigencia la norma antielusiva

La norma antielusiva podrá ser aplicada en reestructuraciones empresariales con poca sustancia económica y transacciones en paraísos fiscales.

El Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) publicó el lunes 06 de mayo el decreto supremo que plantea los parámetros para la aplicación de la norma antielusiva, que entrará en vigencia a partir del martes 7. El decreto precisa que para la aplicación de la Norma XVI debe verificarse un supuesto de ahorro o ventaja tributaria y que la operación analizada califique como “artificiosa” o “impropia”.

La norma define el concepto de “ahorro o ventaja tributaria” como la reducción total o parcial de la deuda tributaria, el diferimiento en el pago de tributos o la obtención de pérdidas, créditos, devoluciones, compensaciones o saldos a favor. De esta manera, se distingue de los supuestos de economía de opción, que son figuras legales pero menos onerosas que otras disponibles en la regulación.

Sin embargo, no se ha definido qué debe entenderse por actos “artificiosos” o “impropios”. Se establece que dichas categorías constituyen “conceptos jurídicos indeterminados”, donde existe un margen de apreciación para determinar su contenido y extensión, debiendo ser analizados en cada caso concreto, señaló Víctor Valdez, asociado senior del estudio Rebaza, Alcázar & De La Casas.

De acuerdo con el MEF, esta herramienta contribuirá a mejorar la presión tributaria en el país, que fue de 13.0% en el 2017 y de 14.1% en el 2018. “El solo hecho de tener una ley antielusiva cumple una función preventiva porque desalentará el uso de este tipo de mecanismos”, indicó el ministro Carlos Oliva en un comunicado oficial.

Supuestos de aplicación

La norma dispuso una lista enunciativa que puede dar lugar a la aplicación de la norma por el agente fiscalizador:

Cuando no exista correspondencia entre los beneficios y riesgos asociados en una determinada operación o cuando generen escasa rentabilidad o no se ajusten al valor de mercado.

– Cuando una transacción no guarde relación con el tipo operación que ordinariamente se utilizaría para lograr los efectos jurídicos, económicos o financieros deseados.

– Cuando se lleven a cabo actividades similares a las realizadas mediante figuras empresariales, utilizando, en cambio, figuras no empresariales.

artículo relacionadoMartín Vizcarra presionó al Congreso para aprobar ley antielusiva y de control de fusiones

– Cuando se lleven a cabo reorganizaciones o reestructuraciones empresariales con apariencia de poca sustancia económica.

– Cuando se realicen operaciones con sujetos residentes o situados en paraísos fiscales, territorios no cooperantes o sujetos a regímenes preferenciales.

– Cuando se usen figuras legales o esquemas no usuales que contribuyan al diferimiento de rentas o a la anticipación de gastos, costos o pérdidas.

Para hacer efectiva la aplicación de la norma antielusiva, se debe contar previamente con la opinión favorable del comité revisor sobre la existencia de elementos suficientes para aplicable la norma.

Responsabilidad solidaria

Se precisa que los actos realizados en el marco de la planificación fiscal son los que con dicha calidad expresamente señalada son propuestos por el gerente general o el gerente financiero, a efectos de su aprobación por el directorio. La norma antielusiva precisa que no es responsable solidario el director que haya manifestado su disconformidad en el momento del acuerdo o cuando lo conoció. Tal disconformidad debe consignarse en el acta o debe constar en carta notarial.

Para efectos de la imputación de la responsabilidad solidaria, la Sunat debe probar que el representante legal colaboró con el diseño o la aprobación o la ejecución de actos o situaciones previstas en la norma antielusiva. La negligencia grave no tiene naturaleza penal.

Comité revisor

De acuerdo con el decreto supremo, se establece que el comité revisor es competente, entre otros, para emitir opinión sobre la existencia de elementos que justifiquen la aplicación de la norma antielusiva general, y para citar al sujeto fiscalizado para que exponga sus razones respecto de las observaciones realizadas.

La Sunat anualmente publicará un reporte de gestión con el número de casos recibidos por el comité revisor, de sus casos atendidos, el sentido de las opiniones emitidas, entre otros, sin comprometer la reserva tributaria ni la confidencialidad de la información analizada en el procedimiento de fiscalización.

Artículos Relacionados