20 mayo 2019

Cosapi se adjudicó parte de la ampliación de la mina Quebrada Blanca, en Chile

Se espera que Quebrada Blanca Fase 2 produzca 300,000 toneladas de equivalente de cobre por año en sus primero cinco años de vida útil.

La constructora peruana Cosapi, en consorcio con la chilena Ingeniería y Construcción Sigdo Koppers (ICSK), se adjudicó las obras civiles y el montaje del sistema de flotación a espesadores del Proyecto de Ampliación de la Planta Concentradora de la mina chilena Quebrada Blanca. Para la constructora peruana, esta obra representa el regreso al mercado minero en Chile, país en el que operó entre 1989 y 2004, y al que hace unos años volvió con la expectativa de que represente el 20% de su facturación.

artículo relacionadoMTC ganó arbitraje por S/10 millones a Consorcio Cosapi Johesa

La totalidad de las obras de ampliación de Quebrada Blanca Fase 2 están a cargo de la estadounidense Bechtel, especializada en ingeniería y construcción de proyectos mineros. La participación específica de Cosapi en el proyecto consiste en las obras civiles y la instalación electromecánica de las áreas de flotación, espesadores, remolienda y la planta de molibdeno, así como la instalación del sistema de tuberías de servicios, informó la empresa en un comunicado.

Ubicada a 4,400 metros sobre el nivel del mar, en la región de Tarapacá, la mina Quebrada Blanca Fase 2 tiene una producción estimada de más de 300,000 toneladas de equivalente de cobre por año, en sus primeros cinco años de vida útil. Esto la ubicará entre las 20 principales productoras mundiales de cobre. No se pudo conocer aún el monto de adjudicación de la obra, dado que el dueño del proyecto declinó de revelar la cifra.

Artículos Relacionados