10 enero 2019

Cabify llegará a cinco ciudades más gracias a alianza con Easy Taxi

Christophe Robilliard, country manager de Easy Taxi en el Perú, anotó que se empezaría con Arequipa.

Easy y Cabify, que pertenecen al holding español Maxi Mobility Inc., sellaron esta semana un acuerdo que permitirá a Cabify ingresar a Arequipa, Chiclayo, Cusco, Piura y Trujillo a mediados del primer semestre del 2019 y a Easy Taxi profundizar su presencia en la categoría económica, en la que compite directamente con la estadounidense Uber y que representa más del 50% de sus viajes promedios.

Christophe Robilliard, country manager de Easy Taxi Perú, proyectó que el primer ingreso de la marca Cabify al interior del país se hará en el primer trimestre,  Arequipa sería la primera ciudad y concluirán con la incorporación de la nueva opción al cierre de la primera mitad del año. Al respecto, Jorge Romero, country manager de Cabify Perú, manifestó que son “conscientes de que las ciudades y sus habitantes demandan de la movilidad aspectos como la seguridad, comodidad y disponibilidad. Por eso, esta cooperación es tan importante para nuestro mercado”.

Apunta a un mayor público

Para solicitar un servicio de Easy desde Cabify los usuarios deben tener habilitada la modalidad de pago en efectivo, que fue incorporada por Cabify en marzo del 2018. La modalidad de pago por tarjeta se incorporará en el primer semestre, según indicó el country manager de Easy Taxi Perú.

artículo relacionadoEasy y Cabify obtuvieron US$160 millones en ronda de financiación

De acuerdo a cifras del Banco Central de Reserva (BCR), en el primer semestre del 2018 el valor de pagos electrónicos creció en 57% y movió mensualmente aproximadamente más de S/127,140 millones, sin embargo el monto transado por pagos a través de tarjetas de crédito y débito explicaron apenas el 4.5% del total. En esa línea, según Miguel Uccelli, CEO & country head de Scotiabank, el 80% del número de transacciones que hay en el país se hace en efectivo.

Easy —que desde que se unió al Grupo Maxi Mobility, en abril del 2017, ha logrado que su demanda crezca en más de 60% —cuenta con más de 40,000 conductores que usan la aplicación y que estarán a disposición de los usuarios de Cabify. A través de la alianza las firmas que pertenecen al holding español podrán llegar a ese alrededor de 70% de peruanos que continúa optando por el servicio de transporte tradicional, según estimó Robilliard.

Adicionalmente, se apunta a mantener una comisión por debajo de la que existe en el mercado para atraer a más conductores a sus filas. Actualmente la comisión regular que cobra Easy Taxi a los conductores es de alrededor de 18%, mientras que en el caso de corporativos sube a 23%. Se estima que la comisión que cobran los aplicativos de taxi oscila entre 25% y 28%. “Tenemos la comisión más baja del mercado. Sabemos que en la práctica cuando el conductor recibe un pedido puede elegir entre Easy y otra aplicación”, anotó Robilliard.

Artículos Relacionados