IPAE
CADE en Agenda Por IPAE
Publiblog
auspiciado
Por Elías Neira, O.S.A., director del Colegio San Agustín y miembro del comité CADE por la Educación 2016

Si los maestros siguen haciendo lo mismo que hace un siglo es difícil que la sociedad los valore, e incluso habrá quienes pidan que los robots los reemplacen. Hay un consenso mundial, corroborado por la investigación, de que la calidad de la enseñanza que brindan los maestros es la clave del éxito de los mejores sistemas educativos del mundo. Pero, ¿qué competencias deben adquirir en su formación? ¿para qué escuela? ¿para qué sociedad?

Este año en CADE por la Educación 2016, principal foro de educación del país, plantearemos que es hora de pensar en la educación fuera de la caja y al maestro fuera del aula. Hoy en día, la escuela ya no tiene el monopolio del conocimiento pues hay muchos aprendizajes invisibles que no se aprenden en ella, no aparecen en un currículo, ni se aprenden en un aula que nos aisle del mundo. Pero no podemos prescindir de las escuelas ni de los maestros. Lo que necesitamos son maestros que sean gestores del aprendizaje y acompañantes de personas en su desarrollo integral.

¿Te imaginas un maestro que sea un diseñador de proyectos de aprendizaje en vez de dictar una clase? ¿Te imaginas un maestro que se parezca a un DJ que utiliza conocimientos diversos y, percibiendo el sentir de su público (los estudiantes), los combina creando una playlist a la medida? Necesitamos maestros que hackeen el sistema que está obsoleto, generando micro-revoluciones en sus aulas, como propone la investigadora española María Acaso, y que luego se repliquen en otras escuelas, de modo que la innovación se esparza como un virus.

¿Te imaginas un maestro que acompañe a sus estudiantes desarrollando su sentido de trascendencia y competencias socioemocionales? Podemos traer a los mejores profesores de Finlandia para enseñar, pero ningún niño les prestará atención si sufre violencia familiar, ni será constante en sus estudios si la maestra no lo aprecia ni genera un vínculo saludable. Actualmente se cuenta con muy pocos psicólogos que brinden apoyo en las escuelas públicas. Y, alguno de ustedes ya se preguntó, ¿quién se preocupa por la salud emocional de los maestros, a quienes confiamos menores de edad? En CADE por la Educación 2016 abordaremos este tema y varios más.