Cápsulas de vestimenta: pocas prendas, muchas combinacionesLa fórmula perfecta para ahorrar tiempo y dinero a la hora de vestirnos, y tener la ropa que necesitamos para cada ocasión.
 

La idea de crear un conjunto limitado de prendas básicas y combinables entre sí, que permitan obtener una variedad de diferentes tenidas con las cuales vestirse durante cada temporada del año, nació en Londres en la década de 1970.

Closet PB

Actualmente esta idea es cada vez más popular, sobre todo entre las personas que quieren obtener el mayor provecho de lo que ya tienen, y sólo comprar lo necesario, sin dejar de lucir de la mejor manera en cada ocasión. Es la solución más eficiente: un guardarropa ordenado, con las prendas necesarias y en donde todo combina con todo. ¡Cinco minutos y ya estamos vestidos!

¿Por dónde empezar?

  • Escoger una prenda central sobre la cual vamos a armar la cápsula, como un saco en el color más favorecedor para uno y con un fit impecable.
  • Agregar dos pantalones: uno formal y uno casual (o un pantalón y una falda) que combinen con el saco.
  • Agregar tres camisas que vayan con el saco y los pantalones: una blanca formal, una de vestir, una casual (o una blusa formal, una de tendencia, un top casual).
  • Agregar dos corbatas, una clásica y una de tendencia (o un collar y un par de aretes).
  • Otra opción es agregar un pañuelo de bolsillo (un pañuelo de seda o una bufanda).
  • Completar la cápsula con un par de zapatos y correa de cuero, en el mismo color y de la mejor calidad posible (o zapatos y una cartera).

Otra ventaja de la cápsula de vestimenta es que permite ir agregándole o reemplazando prendas en el tiempo, sin tener que comprar todo el conjunto a la vez. Además, podemos ir armando otras cápsulas paralelas, cuyos esquemas de color nos permitan hacer combinaciones cruzadas entre ellas.

 
 
Sobre Paula Balansky
Asesora de imagen profesional. Diplomada en programas avanzados de consultoría de imagen y desarrollo profesional, con estudios en Estados Unidos, Argentina y Perú.
La frase
“La eficiencia es hacer mejor lo que ya se viene haciendo”
Peter Drucker
Ver más
Ocho consejos para ser un buen invitado
La razón desconocida por la cual sufrimos de estrés (consejo 4)
Cerveza artesanal: cuando los 'restauranteros' hate fancy beer
"Las ventajas de la edad", por Felipe Ortiz de Zevallos
Para desuscribirse del boletín haga clic aquí.