18 noviembre 2015

Credicorp propone que toda institución financiera pueda funcionar como AFP

Bancos, cajas y financieras podrían competir con las AFP por manejar fondos de afiliados. Credicorp y AFP Prima propusieron esta y otras cuatro medidas para mejorar el sistema privado de pensiones.

La polémica en torno al Sistema Privado Pensiones aumentó, luego de que la Comisión de Economía del Congreso aprobara un proyecto para permitir a los afiliados retirar el 100% de sus fondos a partir de los 65 años.

En respuesta, Credicorp y AFP Prima anunciaron este miércoles una propuesta para mejorar el Sistema Privado Pensiones. La conferencia estuvo liderada por Walter Bayly, gerente general de Credicorp, y Renzo Ricci, gerente general de AFP Prima. Estas son las cinco medidas.

1. Cualquier institución financiera puede administrar los fondos de pensiones

Los ejecutivos propusieron que cualquier institución financiera supervisada por la SBS podría administrar los fondos del Sistema Privado Pensiones. Los bancos, las cajas municipales o rurales y las financieras podrían competir con las AFP para administrar los fondos de los afiliados, lo que aumentaría la competencia en el sistema. Esta medida “sin duda daría mayor dinamismo y siempre la mayor competencia es bienvenida”, afirmó Renzo Ricci. Walter Bayly dijo que la mayor competencia llevaría a una reducción en las comisiones cobradas a los afiliados. 

2. Retiro del 100% fondo en caso de enfermedad terminal

Esta propuesta excepcional, que fue planteada anteriormente por la SBS al Congreso, busca acercar los productos ofrecidos por el Sistema Privado de Pensiones a las necesidades inmediatas del afiliado, según Ricci.

3. Fondos pequeños pueden ser retirados en su totalidad

Si el monto del afiliado es menor a S/.50,000 al jubilarse, podría retirar casi el 100% de su fondo, manteniendo un saldo que asegure la cobertura de Essalud. “Estamos buscando mayor flexibilidad porque si el cliente no logró aportar de manera frecuente, su fondo no sería suficientemente grande para que su pensión sea representativa. En ese sentido, es mejor proponer que los fondos que no alcancen cierta escala puedan disponerse”, explica Ricci.

artículo relacionadoAFP: libre disponibilidad con responsabilidad

4. Uso del fondo como garantía para primera vivienda

Permitir al afiliado –en cualquier etapa de su vida laboral– utilizar hasta el 20% de su fondo como garantía de la cuota inicial de un préstamo para la compra de una primera vivienda. Ello permitiría al afiliado “acceder a un crédito [hipotecario] sin poner una cuota inicial”, dijo Bayly. “Creemos que hay que trabajar en mejores beneficios y no esperar a estar ya jubilados para recibir los beneficios del sistema, sino comenzar a recibirlos inclusive durante la etapa laboral.”, señaló Ricci. 

“Es evidente que en el Perú existe un déficit de viviendas importante y es también una necesidad social contar con una vivienda”, agregó Bayly. Para el ejecutivo, contar con una vivienda también es un producto de ahorro que se mantiene a lo largo del tiempo. “Es algo que debería ser parte de ahorro previsional de una persona”, agrega el ejecutivo.

5. El pensionista elige consumir todo su fondo en un plazo determinado

Esta sería una nueva modalidad de jubilación, similar a la renta vitalicia pero con un plazo definido. El jubilado podría solicitar a la compañía de seguros recibir pensiones por plazos definidos: 20, 25 ó 30 años. De esta forma, el cliente podría elegir el tiempo en que recibiría su fondo al jubilarse, de acuerdo a sus necesidades y perfil de riesgo.

“Lo que queremos es alejarnos de que las tablas de mortalidad sean las que definan el plazo en el cual las personas reciban sus pensiones”, explicó Walter Bayly. “Creemos que esta debe ser una decisión de las personas y que ellos tomaran el riesgo”. Así por ejemplo, el jubilado podría elegir recibir pensiones por sólo 20 años, pero asumiría el riesgo de longevidad si vive más de esos años.  “Estos elementos de flexibilidad permitirían que el afiliado se identifique más y tangibilice más los beneficios que trae el Sistema Privado de Pensiones”, agregó Bayly.

El jubilado mantendría su cobertura a Essalud de manera indefinida –incluso luego de que culminen los plazos– para asegurar una cobertura de servicios de salud.

Artículos Relacionados