PatriciaCánepa
Diálogos de Carrera Por Patricia Cánepa

Me encantó el slogan del CADE Digital 2019: “Piensa, actúa, vive digital,” porque considero que resume la mentalidad que todo profesional moderno debe asumir, aunque no esté directamente involucrado con la tecnología como especialista.

Hoy la tecnología se convierte en un mindset, o mentalidad, donde todo lo que haces en los negocios debe estar pensado con “anteojos digitales”. Así como nos ponemos anteojos para ver mejor, o anteojos de sol cuando salimos, en el trabajo debemos llevar puestos estos anteojos imaginarios para empezar a desarrollar una visión tecnológica que nos acompañe en el día a día. Al tenerlos puestos siempre empezaremos a “pensar, actuar y vivir” digitalmente. Empezaremos a cuestionar cómo podemos potenciar nuestra visión de los negocios. Estaremos más atentos a las oportunidades de apalancarnos en la tecnología para mejorar las posibilidades de crecimiento —ojalá exponencial—.

Se me ocurren por lo menos cuatro habilidades de gestión que son importantes reforzar, mirando a un futuro cada vez más tecnológico, que se complementan con algunos ejemplos expuestos en la conferencia.

Gestión sistémica

Salvador del Solar, presidente del Consejo de Ministros, señaló al cerrar el evento que “lo digital no es una moda, es un modo de vivir.” Y de trabajar, agregaría yo. Es precisamente por ello que tenemos que preguntarnos si estamos desarrollando esa visión sistémica, holística, que es tan necesaria en el proceso de planeamiento, implementación y aprovechamiento de la tecnología en las empresas.

“A medida que las empresas se enfocan en lo digital, los gerentes tienen que convertirse en gerentes digitales…Estén o no directamente involucrados en implementar la tecnología necesaria, deben conocer el caso de negocios detrás de las iniciativas digitales y qué otras áreas deben estar alineadas para conseguir los objetivos.”
                                         Gerald C. Kane, MIT Sloan Management Review

Dos preguntas rápidas:

1. ¿Conoces el caso de negocios detrás de las iniciativas digitales en tu empresa?
2. ¿Al liderar una iniciativa digital, has pensado en todas las áreas que deben estar involucradas y si están alineadas? Como buen alumno de Peter Drucker, debes asegurar que involucras a quienes deciden, a quienes la iniciativa impacta directamente, y a quienes no son impactados pero deben estar informados.

Gestión del cambio cultural

Aunque parezca supérfluo para algunos, para liderar cualquier transformación hay que desarrollar la habilidad de gestionar el cambio en nuestros equipos y estar dispuestos a aprender en el camino. Anótalo en tus pendientes.  Con el tiempo, hemos aprendido que la tecnología es solo un medio para la transformación digital y que se trata de un cambio humano, personal, que nace con cada uno de nosotros. La realidad es que puedes invertir mucho dinero en tecnología, pero si no te preocupas en ayudar a los equipos humanos a cambiar el chip, si no generas un argumento poderoso que ayude a cambiar la mentalidad de las personas y los involucras, no se generará la transición que esperas y habrás malgastado recursos importantes, a veces millonarios.

Bernardo Sambra, del BCP, incidió en ello. Señaló que en el BCP no hablan de “transformación digital” o tecnológica. Para ellos es una transformación y punto. Según Sambra, finalmente se trata de una transformación humana, cultural, que empieza con cada persona donde lo más difícil es “desaprender”, dejar comportamientos, maneras de pensar o paradigmas, tal como sugieren los expertos del concepto del aprendizaje de por vida.

Dos preguntas rápidas:

1. ¿Conoces los principios básicos de la gestión del cambio o la transformación?
2. En una escala del 1 al 5, ¿qué tan dispuesto estás a “desaprender” comportamientos o maneras de pensar que obstaculizan tu desempeño a futuro?

Gestión de datos

Hoy se dice que los datos son el nuevo petróleo. Son como la gasolina para un auto y el insumo principal para desarrollar la inteligencia artificial (AI). Si no cuentas con datos no puedes desencadenar el potencial poderoso de la inteligencia artificial, que va aprendiendo y perfeccionando sus conocimientos a medida que recibe más datos o ‘gasolina’. Si te aseguras de cultivar los datos en tu empresa estarás agregando valor, y si lo haces con cada nueva iniciativa que propongas, estarás agregando valor continuamente. La AI te puede ayudar a darle sentido a los datos y proporcionarte información o insights riquísimos sobre tus clientes para efectos de crear estrategias comerciales ganadoras, por mencionar solo un ejemplo de las miles de ventajas que ofrece.

La inteligencia artificial no tiene por qué ser millonaria. Álvaro Merino Reyna, CEO de Sapia, compartió 12 casos de empresas que ya están trabajando AI en Perú que implicaron tiempos cortos de ejecución y presupuestos que en su gran mayoría oscilaban entre USD$ 25 mil o menos de $100 mil: Scharf, Rimac, Innova Schools, Financiera Efectiva, Jockey Plaza, APROPO, Centrum, BCP, AFP Habitat, UPC, Minsur, SUNAT. Así como éstas, probablemente hay más empresas, por ejemplo como LHH DBM Perú, que han incorporado la AI en sus procesos. La reciente encuesta de ENHAT señala que 27% de las empresas a nivel nacional han incorporado por lo menos una tecnología emergente, especialmente en la nube.

Dos preguntas rápidas:

1. ¿Te estas preocupando de recolectar datos o bases de datos en tus iniciativas?
2. ¿Estás aprovechando tu página web como una fuente de analytics e información estratégica?

Gestión con sentido de urgencia

El sentido de urgencia no es un concepto nuevo. Lo palpamos todos los días porque vivimos en un mundo que está cambiando a velocidades exponenciales gracias a la tecnología y sus aplicaciones. Pero hoy más que nunca tenemos que ponernos la mano en el pecho y preguntarnos si hemos internalizado el hecho de que el tiempo es un activo valioso que es imposible reponer; si estamos actuando con verdadero sentido de urgencia o si estamos “cambiando más rápido que el cambio”.

José Antonio España, de CEMEX, nos contó sobre la visión adelantada del icónico Ingeniero Zambrano, CEO. En el año 2000 envió a las casas de todos —al comité ejecutivo me imagino, o quizá a toda la empresa, no quedó claro—una computadora y acceso a internet para su uso en casa”. Zambrano aprovechó los hechos (que hablan más que las palabras) para establecer un claro imperativo digital hace casi 20 años.

José Antonio también compartió otras “joyitas” de sabiduría que debes conocer:

  1. “No corras detrás. Corre adelante”
  2. “Un año tradicional = 20 años digitales”
  3. “La competencia no va a venir de una empresa tradicional, va a venir de un empresario con una start up

La tecnología no se va a ir a ningún lado. Forma parte del ADN corporativo y profesional de muchos que podrían llevarte ventaja. Hay personas, como el CEO de Cemex en su momento, que desde hace tiempo llevan puestos los anteojos digitales. Ya están actuando y se están adelantando. Si quieres seguir siendo relevante profesionalmente, inyéctate una gran dosis de sentido de urgencia. Si no, quedarás rezagado.

Dos preguntas rápidas:

1. ¿Estás corriendo detrás o por delante?
2. En una escala del 1 al 5, ¿cómo está tu sentido de urgencia en el trabajo, día a día?

Los dejo con estas reflexiones y preguntas para que puedan calibrar sus “anteojos digitales” y ver dónde deben enfocarse para navegar en el mundo del futuro.

Si quieres escuchar a los otros expositores, conocer los avances en el sector público o los pitches de algunas startups, puedes acceder a las grabaciones del live streaming en YouTube. Aquí va el link a la porción de la tarde.

Disclosure: Invitada CADE Digital, Directora Independiente de LHH DBM Perú.

LinkedIn