MarcoEyzaguirre
Hagamos clic Por Marco Eyzaguirre

Muchos conocemos el trabajo que la Policía Nacional del Perú (PNP) viene realizando en redes sociales y en estos días -donde la inseguridad ciudadana ha tenido un particular incremento – leo a muchos amigos y conocidos criticarla por su accionar. Las opiniones son de todo tipo y muy válidas por cierto, algunas como consumidores y otras como especialistas.

En esta oportunidad analizaremos su comunicación desde el lado del marketing digital y contrastándolo con algunas cifras que hoy por primera vez se hacen públicas.

Contexto

Empecemos con una pequeña ficha del caso:

Post 12 - cuadro 1

Necesitamos entender cuáles son los objetivos de negocio que la PNP necesita resolver, para lo que citaré cinco hallazgos de un estudio nacional desarrollado por Ipsos Perú y encargado por Proética en octubre del 2015:

  1. La delincuencia (62%) y corrupción (46%) son los principales problemas del país.
  2. El 50% considera la gestión de la PNP como mala o muy mala; este mismo indicador es de 61% para el Poder Judicial y 57% para los medios de comunicación.
  3. El 42% asocia a la PNP con corrupción.
  4. El 78% de peruanos tiene tolerancia media o alta a la corrupción. Hace cinco años, este valor estaba en 79%.
  5. El 54% considera que la mejor manera de combatir corrupción es educando al ciudadano.

Ante toda esta información me pregunto ¿hablamos de un problema de la PNP o será que también hablamos de un problema social?

Objetivo

El siguiente es un pequeño ejercicio en el que intento ponerme en el lugar de la PNP para, a partir de ahí, diseñar un tablero de problemas y objetivos que la PNP pudiera tener como marca:

cuadro 2

Ahora veamos este tablero con posibles indicadores para cada objetivo; he marcado en verde aquellos que hoy estarían siendo impactados con la comunicación de PNP en sus redes sociales:

cuadro 3

Creo que aquí ya tenemos un brief.

Estrategia

Su estrategia es muy puntual: contenido relevante con alta capacidad de amplificación.

Me gusta que como marca se tomen licencias y se atrevan, me gusta que hagan un ejemplar uso del componente creativo para así diluir lo ‘duro’ que podría sonar un mensaje cívico, me gusta también que anden siempre atentos al contexto.

Me gusta que hagan estas cosas:

cuadro 5

Ahora dejo los gustos aparte y veamos un dato contundente. Sólo en estas cuatro piezas se impactaron a más de seis millones de ciudadanos con los siguientes mensajes:

  1. No compres pertenencias robadas.
  2. Tolerancia a las intervenciones por las recientes medidas de emergencia.
  3. Cómo reaccionar ante un robo en cajeros.
  4. Desmentir un rumor de ‘golpe de Estado’ altamente difundido en días previos a la primera vuelta electoral.

Resultados

Ahora observemos algunos resultados logrados desde octubre del 2015, fecha en que se armó el nuevo equipo de redes sociales:

cuadro 4

Falta una medición del impacto en la conducta del ciudadano. Por el momento no cuentan con una herramienta para hacerlo, pero si hacemos una rápida lectura de la conversación en sus publicaciones no será difícil suponer que ya se comienza a sumar algunos puntos en ese 47% de ciudadanos expuestos a la comunicación.

Conclusión

Sí. La PNP tiene muchos puntos a mejorar en su ‘producto’ como institución, pero eso no significa que no pueda dar pasos importantes en otros problemas que también corresponde abordar, más si hablamos de la institución que debe pilotear la lucha contra nuestro problema generalizado de inseguridad y corrupción.

¿Y si en vez de criticar sus acciones online comenzamos a ser parte del cambio en el offline? Ojalá que este año bajemos unos buenos puntos a ese preocupante “78% que tolera la corrupción”.

(Quiero agradecer a toda la división de relaciones públicas de la PNP y a su equipo de redes sociales por permitirme conversar con ellos de los datos mostrados en esta nota).

__________________________

Web: www.eyzaguirre.me
Twitter: @MarcoEyzaguirre
Mail: marco@eyzaguirre.me

[“Hagamos clic” se publica todos los miércoles.]

 

LinkedIn